martes, 7 de abril de 2015

La cadera y la cintura, diferenciación.

Dentro de la mecánica corporal relativa a las artes marciales, defensa personal o deportes de contacto tenemos que hacer un especial análisis de la diferenciación entre cadera y cintura, ya que ambas partes corporales tienen una importancia esencial en el buen desarrollo técnico y en la capacidad de generar potencia en nuestros movimientos o golpes.
Ambas partes, aunque están unidas no son lo mismo ni se trabajan igual, a veces nos encontramos con personas que no saben diferenciar correctamente una de otra y consecuentemente no aprenden o enseñan bien ciertos movimientos. 

CINTURA

La cintura es la parte de movilidad reducida (en torsión) situada entre las costillas flotantes y la parte superior de la cadera, y recoge entre otros los músculos abdominales y zona lumbar, esta movilidad se debe en parte a que en ese espacio corporal no hay estructura ósea a parte de la columna. Su torsión nos permite plegar el tren superior hacia abajo, lateralmente y hacia los lados en torsión, y dependiendo de la capacidad elástica de la columna, hacia atrás.



La cintura tiene una especial relevancia en la mecánica corporal involucrada en deportes afines al boxeo, ya que la mayoría de esquivas y golpes van a ir generados por esta zona corporal.

Un ejercicio de calentamiento para tener conciencia corporal sobre nuestra cintura sería mantener los pies en paralelo con la abertura de los hombros, rodillas ligeramente flexionadas y pelvis proyectada al frente (contrayendo ligeramente los glúteos) esto hará que la cadera quede completamente inmovilizada y la rotación sea exclusivamente provocada por la cintura, cualquier movimiento de las rodillas, pies o caderas nos mostrará que el ejercicio se está realizando mal.


CADERA

La cadera esta situada justo debajo de la cintura y no posee movilidad propia salvo por la unión con la rótula del fémur, es por lo tanto una parte ósea fija, que depende de la cintura y de las piernas para tener movimiento. Son el punto esencial para el movimiento, de su perfecta proyección (movimiento focal) dependerá la potencia cinética de los golpes y de su posición dependerá en gran medida nuestro equilibrio estático, en las patadas cobra especial importancia ya que en ella se genera el inicio de potencia de los golpes de pierna y en cierta medida (al alinearla con otras zonas corporales) los ataques con el tren superior.


La cadera tiene una relación directa con la zona de equilibrio o tandém que citamos en el artículo anterior.

Un ejercicio de calentamiento para tener conciencia corporal sobre nuestra cadera sería mantener los pies un poco mas abiertos que la anchura de nuestros hombros, en paralelo, y realizar rotaciones amplias dibujando un círculo con nuestra pelvis, procurando no balanzear la cabeza demasiado en el movimiento.


El trabajo de ambas zonas es muy diferente y a la vez complementario, aunque según el sistema se dará mas importancia a una u otra zona si queremos mejorar nuestro potencial el trabajo debe ser conjunto sin menospreciar una zona a favor de otra, y teniendo claro que estas zonas trabajan en conjunto con el resto del cuerpo, ya que una perfecta alineación de la cadera, por ejemplo, depende en gran medida de una correcta posición de los pies; en una pata circular  si el pie de apoyo no ayuda a la perfecta abertura de la cadera el golpe se torna ineficaz y la ganancia de potencia de la cadera se pierde al no tener recorrido.
Este artículo solo es una breve introducción a la diferenciación entre ambas zonas dentro de la mecánica corporal y su importancia dentro de las artes marciales y deportes de contacto, la perfecta comprensión de los conceptos y el conocimiento de nuestra anatomía nos ayudará a mejorar nuestros entrenamientos y enfocar mejor el trabajo que realicemos, sea cual sea nuestro estilo, arte o sistema.